https://www.youtube.com/watch?v=oALxser8dt4

INNOVACIÓN VERDE EN LA ARQUITECTURA LOCAL

La arquitectura local ha vivido cambios vanguardistas a nivel técnico, pero también ha innovado desde una mirada sostenible, amigable con el medio ambiente. En entrevista al Arq. Rodolfo Rendón, conocimos los avances e intentos por apuntar a una arquitectura verde en la ciudad.

La innovación no solo sucede cuando se refiere a las tecnologías. La innovación se desarrolla en otros ámbitos de la vida de un país, de las empresas. Los procesos, los productos, son vistos también desde esta óptica de cambio, de ruptura.

Este es el caso de la arquitectura. Para Rodolfo Rendón, presidente ejecutivo de Diplan, existe un alto desconocimiento de la corriente “verde” a nivel de diseño y creación de estructuras arquitectónicas en la ciudad. Su especialidad es justamente crear edificios armoniosos no solo con la estética, sino con su entorno, con el medio ambiente. “El principal problema de las sustentabilidad es el desconocimiento que tenemos de esta corriente… Hace unos 10 años atrás, yo hubiera dicho, que (un edificio sustentable) cuesta entre 20 – 25% más que una edificación ortodoxa…” afirma nuestro entrevistado. Sin embargo, con el pasar de los años y el desarrollo urbano de la China, permitió que los materiales “que antes eran muy caros, bajen de precio”, asevera Rendón. China logró aplicar las tecnologías del mundo y mejorarlas para desarrollar una verdadera innovación verde.

“En este momento si usted diseña un edifico sustentable, sabiendo cómo hacerlo, ese edificio en su costo inicial, será igual a un edificio ortodoxo…” afirma Rendón.

Los obstáculos para “innovar verde”

Rendón asegura que ante la sustentabilidad, el primer y mayor obstáculo es el desconocimiento. No existe información y las personas siguen pensando como hace una década atrás, creyendo que cuando se habla de sustentabilidad arquitectónica, se habla de algo inaplicable en el país. Pero no es cierto.

Un ejemplo es el hermoso edificio del Banco Bolivariano de Samborondón, edificación que Rodolfo muestra con orgullo “Está diseñado para que entre la luz del día por todas las partes del edificio”, nos dice. Así no se necesita utilizar energía extra. La ventilación también está dada naturalmente por el diseño y una terraza de plantas, brinda un espacio amigable y genera una climatización natural del lugar. No sólo es hermoso estéticamente, es una obra que armoniza a la ciudad con su entorno.

Rendón ha trabajado desde siempre con esta empresa. Sus primeros diseños ya tenían una marca innegable de sustentabilidad, pero sin duda, el edificio de Samborondón, es la muestra más fehaciente del concepto de innovación. Y aunque se ha cristalizado esta obra y muchas otras, Rendón asegura que solo superándose los obstáculos, se podrá llegar a tener una ciudad sustentable.

“No hemos recibido de parte de las universidades los conocimientos o entrenamiento sobre esta materia de sustentabilidad en construcción… (por eso) hemos comenzado a hacer alianzas … aquí (ya hay) unas dos empresas que están trayendo materiales sustentables que sirven incluso para certificación internacional del edificio…”, nos comenta.

Verde que te quiero verde

Junto con otro grupo de empresarios, Rendón ha formado el Consejo Ecuatoriano de Edificación Sustentable. Con 30 instituciones/empresas se busca impulsar de forma voluntaria el conocimiento de la construcción/urbanismo sustentable, según lo indica Rodolfo. Este es un primer paso…Un primer paso verde hacia la innovación urbanística.

Para “querer verde” a una ciudad no bastan las buenas intenciones. Rendón es determinante al referirse a lo que deben buscar los empresarios “las empresas deben visualizar (…) la utilidad de hacer construcción sustentable…” afirma. Para él, una empresa debe tener claro que existe una mayor conciencia ecológica en la población, que esté eligiendo edificios, oficinas, casas que sean “de verdad sustentables”, pero además, Rendón asevera que el empresario debe tener claro su compromiso con la sociedad, ser responsable socialmente. “La RSE se ve reflejada en la colaboración que hagan los empresarios para que el cambio climático pueda bajar su ritmo. El cambio climático es una realidad que tal vez no la vemos pero que está allí…”, aseguró.

Rendón recalca que para hablar de ciudades sustentables hay varios puntos que deben estar claros: “La ciudad debe tener equidad, debe ser competitiva, productiva y debe ser resiliente (es decir estar preparada y resistir los cambios que van a haber en el planeta)…” comenta.

A Guayaquil le falta mucho para que se convierta en una ciudad verde, sustentable, sostenible. Sin embargo, los primeros pasos están dados para que la innovación, en este contexto, el de la sostenibilidad, se dé. La innovación verde en Guayaquil, crece a pasos cortos, pero seguros.

Amcham Gye © All Rights Reserved